Sergio Lazaro

en el fracaso… remar mar adentro

«Hemos pasado toda la noche bregando y no hemos pescado nada» (Lc 5, 1-11). Así encontró Jesucristo a unos pobres pescadores del Lago de Galilea. Habían gastado tiempo, recursos, energía en un empeño que les era vital y no consiguieron nada… ¿cuántas veces has estado así en tu vida?.
Jesús no les propone un refugio enagenante, ni les llena las canastas de peces por arte de magia, simplemente les manda a seguir trabajando, con un cambio, pequeño pero sustancial «remen mar adentro,…, tiren la red a la derecha»: a veces, nuestros fracasos comienzan a revertirse con pequeños cambios, pero que tocan la esencia de nuestros problemas.
Es difícil a un fracasado perseverar en los mismos empeños…, pero Simón creyó: «por tu palabra, echaremos las redes». No había ninguna razón para creer que el cambio daría el éxio, eso nos pasa mucho a los cubanos, cansados de un bregar de medio siglo,…, a veces olvidados de nuestras esencias, pero Cristo nos sigue diciendo: ¡remen mar adentro!
¿cuál es tu mar?¿tu red?¿cuáles son los peces que no consigues? ¡rema mar adentro!¡tira tu red! Tendrás que discernir hacia dónde es mejor, para ello cuenta con Él.

0 Compartir

4 thoughts on “en el fracaso… remar mar adentro

  1. Sergio Lázaro:
    Buen post, gracias. Al ver el título pensé que podría ser una explicación muy concisa y convincente de la navegación en balsa a través del estrecho de la Florida… Un abrazo,
    Jorge

  2. Al leer esta reflexión no es necesario ser cubano para entenderlo y sentirlo como Palabra de Dios que nos recuerda que los exito no es lo esencial en la conversión por le contrario hay que remar mar adentro porque ese mensaje nos invita a ir hacia donde el cielo y el mar se unen y aun más lejos y ahi no olvidar arrojar la red porque nuestra misión es estar contigo Señor y ser tu testigo ahi remar mar adentro por siempre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.