Sergio Lazaro

El que debe morir

¿Qué acusación traen contra este hombre? Preguntó Pilato a los acusadores de Jesucristo.
Desde el año 26  Pilato era procurador, en nombre de Tiberio César.
Hacía pocos años que estaba allí, pero bastantes, para haberse ganado el odio asérrimo de sus gobernados. Es verdad que todo cuanto sabemos de él, nos es referido casi únicamente, por enemigos declarados, cansados de ser amos, porque en el 36, el legado de Siria, Lucio Vitelio, le mandó a Roma adisculparse ante Tiberio, el emperador murió antes de que Pilato llegase a la metrópoli. El odio de sus enemigos contra él había nacido del profundo desprecio que mostró desde un principio por aquel pueblo nada dócil, que ha Pilato, educado en las ideas de Roma, le pareció un nidal
de víboras.  Sin embargo la iniciativa contra Jesús no vino de Pinlato, sino de los suyos:
“Judas Iscariote, uno de los 12 discípulos, fue a ver a los jefes de los sacerdotes para entregarles a Jesús. Al oírlo, se alegraron y prometieron darle dinero a Judas, que comenzó a buscar el momento oportuno de entregar a Jesús” (Marcos 14,10)
continuará…

0 Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.