Avatar

Preparando el Encuentro

Los obispos cubanos han pedido que el jueves se dedique a la oración, el viernes al ayuno y el sábado a la caridad, en las dos semanas que restan al arribo del Santo Padre a Cuba. La intensión principal: rogar a Dios por los frutos de la visita del Papa. Estos gestos están en consonancia con los gestos a los que han invitado al pueblo cubano en este Año Jubilar Mariano en el que conmemoramos los 400 años del hallazgo y presencia de la imagen de la Virgen de la Caridad del Cobre.
Yo rezaré especialmente por un fruto de la visita: la confirmación en la fe. Ese encargo fue dado a Pedro por parte de Jesucristo junto al lago de Galilea (Jn 21, 15-19). En Cuba, confirmar en la fe implica en primer lugar el tener a Cristo como único Señor y Redentor, y no a otras personas o bienes materiales. El hecho de poner a pesonas, ideologías o bienes materiales en el lugar que sólo debe corresponder a Dios, ha sido uno de nuestros problemas como pueblo a lo largo de la Historia. Implica también abrir la mirada para ver los signos de esperanza, así como las potencialidades para el bien y el progreso que están presentes en nuestra realidad nacional, y que a veces no vemos porque nos aplastan las dificultada, la cuales son muchas y muy grandes y suelen presentarse como montañas delante de nosotros.
Sin embargo, la fe, puede mover esas montañas, dice el Evangelio (Mt 17, 20). ¡Oremos porque la visita del Santo Padre, arroje frutos en el camino de la Confirmación en la Fe para muchos cubanos! Así continuaremos moviendo montañas, porque,…, ¿no lo ves? ya se mueven.

0 Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.