Acción de Gracias

Gracias Señor,
por la gente que da su vida por los demás sin esperar recompensa.
Gracias por la esperanza que anida en el corazón de quien trabaja para una Cuba nueva y mejor.
Gracias porque el Resucitado inauguró un mundo en el que el Bien y la Paz tienen la última palabra, aunque a veces la oscuridad nuble el alma.
Gracias por el cielo especialmente azul de esta mañana, como si todo el esplendor del Caribe anunciara, sobre mi ciudad, que Tú nos amas.