Mayte

Nos conocimos en una movilización al campo de nuestra universidad en 1989, yo en primer año de Telecomunicaciones y ella en cuarto de Máquinas Computadoras. Risueña empedernida, me llamó la atención el pez que tenía en su cadena: era el símbolo de los primeros cristianos. Así que le pregunté y me dijo que era católica, que iba a misa en El Salvador del Mundo de Marianao donde había un buen grupo de jóvenes. Al siguiente domingo me presentó a Shirley, Juanito, Freddys y varios más, y nació una amistad imprescindible en mi vida, que se extendió al Padre Vicente Abreu y a las Hermanitas de Jesús.

Leer más